Para tener una vida sana es indispensable llevar una buena alimentación. De muy poco te servirá el gimnasio si luego vas y te comes cualquier cantidad de comida chatarra. Además, esto no solo afectará tus intenciones de bajar de peso, sino que puede traer consecuencias graves a tu salud, por los ingredientes que consumimos actualmente, que están muy lejos de ser naturales.

Tal vez te parezca inofensivo comerte un hot dog con aderezos y todo lo que se te ocurra ponerle, pero la combinación del pan, la salchicha y todos los demás ingredientes puede ocasionar que le estés reduciendo hasta 36 minutos de vida a tu organismo, de acuerdo a un estudio realizado en la Universidad de Michigan. Revisa bien cuántos te estás comiendo, no vaya a ser que ya estés viviendo horas extra…

El estudio publicado en la revista Nature Food analizó 5853 alimentos comunes en la dieta de los estadounidenses, donde, por supuesto, las salchichas ocupan un lugar privilegiado, específicamente como parte de un hot dog, ya que este platillo se puede encontrar por todas partes y hay quienes pueden devorar decenas de ellos en una sola sentada. Los investigadores desarrollaron un sistema para saber cuántos minutos de vida pueden sumar o restar ciertos alimentos y el resultado es sorprendente.

Queríamos hacer una evaluación basada en la salud de los impactos beneficiosos y perjudiciales de los alimentos en toda la dieta.

-Olivier Jolliet, profesor de ciencias de la salud ambiental y autor del estudio

Basados en un estudio denominado Carga global de enfermedades, en el que se investigó la relación de enfermedades con los alimentos que se consumen, los investigadores dirigidos por el profesor Jolliet crearon un índice que mide la carga neta de salud que tienen los alimentos y, de esta manera, calcular los minutos que suman o restan de vida a una persona, con la finalidad de ayudar a tener mejores elecciones en la dieta que llevamos.

Por ejemplo, se pierden 0.45 minutos por gramo de carne procesada o se ganan 0.1 minutos por gramo de fruta. Luego, observamos la composición de cada alimento y luego multiplicamos este número por los perfiles de alimentos correspondientes que desarrollamos anteriormente.

En el estudio se analizó un hot dog, tomando como base una salchicha de 61 gramos de carne procesada, lo que da como resultado 27 minutos menos de vida, pero cuando se le añade el sodio, los ácidos grasos trans del pan y los condimentos, entonces estarías perdiendo 36 minutos de vida. En el caso de frutas, verduras y granos resulta al revés, pues este tipo de alimentos suman minutos de vida.

El índice está ahí principalmente para ayudar a seleccionar y usar las calorías consumidas a diario para modificar un mínimo de hábitos y hacer el mínimo de cambio para obtener el máximo beneficio para la salud y el medio ambiente de nuestra experiencia con la comida.

Ojo, no se trata de que elijas algunos alimentos para ir “sumando” minutos y así vivir durante más de cien años, porque no funciona así. Al contrario, hay que tomar en cuenta el estilo de vida, factores genéticos, hereditarios y demás. Esto no quiere decir que esto sea literal y vayas sumando o restando minutos, es solamente una guía para que puedas elegir mejor lo que comes. De ser literal, esto garantizaría incluso la vida eterna, o bien, que muchos ya estuvieran muertos y hasta debieran minutos por toda la chatarra que comen.

Esta publicación aparece primero en La Guia Del Varon